04/2012

Puesta de relieve: El trench para hombre
El trench para hombre: el abrigo indispensable de la primavera Siendo emblema de generaciones punk y góticas de los años 60, el trench ha sabido seducir al gran público e imponerse como un artículo de moda masculina de entretiempo. Corine, responsable de la marca IKKS Men nos explica las razones por las que este abrigo impermeable de origen militar se ha vuelto indispensable en todo guardarropas masculino. El trench-coat: una prenda de orígenes míticos Creado a comienzos del siglo XX, este abrigo impermeable que llega hasta las pantorrillas, se utilizó de forma generalizada por múltiples armadas para protegerse del viento y del polvo (de ahí su nombre, literalmente “chaqueta de trinchera”). Inmortalizado por Gene Kelly en “Cantando bajo la lluvia” o por Humphrey Bogart en el cine, el trench se hizo un lugar definitivo en los guardarropas masculino a partir de los 60. El trench versión IKKS está tratado en algodón y nylon, por lo que es tanto impermeable como repelente de agua. Constituye, de esta forma, una auténtica compra segura. Siempre con cinturón, este corta-vientos resulta ideal para el clima de entretiempo.  En gris oscuro o beige, los trenchs IKKS de esta temporada conservan los detalles que han forjado su excepcional reputación: cinturón amovible, tira de ajuste en puños, tira en los hombros,… Chic o casual: cada cual con su estilo Sobre un traje para un look urbano, el trench gris oscuro, falso liso, seducirá a los hombres por su faceta chic. Nylon, doble botonadura y cinturón amovible son elementos característicos de esta prenda, convirtiéndose en un “Must Have” de la colección Primavera-Verano 2012.  Para un fin de semana más casual, optad por el trench de botonadura simple, para llevar con una chaqueta y un denim. Esta prenda que no pasa de moda ha sido creada con esmero: bolsillo en pecho y bolsillos ribeteados por delante, corte cruzado impecable y teñido por inmersión pigmentaria. El trench reinventado para este verano tiene todo para seduciros: ¡una auténtica gabardina, convertida en trench para un espíritu más auténtico!